Qué ver en Oxford (parte 1)

Cuando oímos el nombre de Oxford se nos viene a la cabeza la regata que cada año tiene lugar en el Támesis entre esta famosa universidad y la de Cambridge. Los que estudian inglés la asociarán al famoso diccionario y los amantes de la moda clásica al zapato adornado con detalles de punteado. Podríamos confeccionar una lista interminable de referencias ya que la marca “Oxford” es símbolo de seriedad y distinción. Con estos mimbres vamos a tejer un cesto que esperemos sea suficiente para guardar todo lo que esta ciudad ofrece. 

Para que nos ubiquemos, Oxford se localiza a unos 90 kilómetros al noroeste de Londres en el condado de Oxfordshire. Ambas ciudades están conectadas por la autopista M40 aunque si lo nuestro es ir en plan mochilero o no queremos conducir por la izquierda tenemos una conexión ferroviaria en la Estación de Paddington (asumiendo que venimos desde Londres). Para todos aquellos que busquen algo más que Londres la situación de Oxford es ideal ya que desde allí tenemos media Inglaterra al alcance de la mano. 

Fuente Google Maps
Fuente Google Maps

 

Oxford es la ciudad universitaria por excelencia cuna de la universidad más antigua del mundo anglosajón. En el sistema inglés la universidad es una federación de colegios autónomos (“colleges”). Estos “colegios mayores” son mucho más que residencias de estudiantes. Proveen alojamiento, comida, biblioteca y todo lo necesario para que sus “habitantes” se gradúen con éxito. Por otra lado en la Universidad se imparten las clases presenciales, se realizan los exámenes y se otorgan los títulos. Actualmente Oxford cuenta con 39 colleges y parte del atractivo de la ciudad consiste en visitar, al menos, los más antiguos.

Escudo de la Universidad de Oxford
Escudo de la Universidad de Oxford

El origen de los “colleges” actuales son las primeras residencias de estudiantes del siglo XII que con el tiempo fueron dotándose de más y más servicios a medida que la comunidad estudiantil en Oxford crecía. El empujón definitivo lo proporcionó Enrique II de Inglaterra con una prohibición de 1167 por la que los ingleses no tenían permitido cursar sus estudios en la Universidad de París. De esta primera época son el University College (1249), el Balliol (1263) y el Merton (1264).

Caminando por Oxford es imposible abstraerse del ambiente académico. Allá donde miremos hay estudiantes, colegios mayores, bibliotecas y museos. La arquitectura de las calles respeta el pasado de modo que no se ve ninguna construcción fuera de lugar. Comenzamos nuestro paseo en la confluencia de las calles St Aldate´s, Cornmarket St, High Street y Queen Street. Estamos en centro de la ciudad, a los pies de la Carfax Tower cuyo nombre deriva de carrefour, palabra francesa que significa cruce. Algo muy apropiado en este caso. Esta torre es lo que queda de la antigua Iglesia de San Martín (1818) que en 1896 no fue respetada por un plan de ordenación urbanístico que pretendía ensanchar la calle para mejorar el tráfico. Fue así como fue demolida parcialmente.

Carfax Tower
Carfax Tower

Con la torre a nuestras espaldas giramos a la derecha por St. Aldate’s para llegar al Christ Church College, el colegio mayor más grande de Oxford y el único del mundo que contiene una catedral en su interior. Entre sus miembros más celebres estuvo Lewis Carrol, el escritor de Alicia en el País de las Maravillas. Sobra decir que es el college más visitado de la ciudad.

Christ Church College desde el War Memorial Garden
Christ Church College desde el War Memorial Garden

Esta residencia se estableció en un antiguo monasterio cuyo origen data del siglo IX. Christ Church College fue fundado por el Cardenal Wolsey como residencia en 1524. Años más tarde, en 1529, Wolsey fue apartado del poder y el Rey Enrique VII se hizo cargo de la institución. Éste lo refundó en 1546 y designó la iglesia del monasterio como la catedral de la nueva diócesis de Oxford.

Christ Church College
Christ Church College

Tras pagar la entrada y cruzar el umbral nos vemos en un patio que cruzamos para llegar a un claustro donde se encuentran los baños públicos. Salimos por la izquierda y vemos una escalinata que lleva al comedor que en el momento de nuestra visita estaba lleno de estudiantes llenándose la panza. Salimos por la derecha y nos encontramos con una explanada llamada Tom Quadrangle, un inmenso claustro cuyo nombre se debe a la campana de 7 toneladas que se encuentra en la Tom Tower que todos los días a las nueve y cinco repica 101 veces. Este rito se debe a que la residencia original tenía 101 estudiantes que tenían la obligación de regresar antes de las nueve. Los cinco minutos de margen no se deben a la generosidad de los tutores sino a que el huso horario de Oxford va retrasado cinco minutos con respecto al Meridiano de Greenwich.

Tom Quadrangle
Tom Quadrangle

La entrada a la catedral está situada en la parte este del Tom Quadrangle. En su interior vemos una serie de vidrieras históricas, un relicario tallado en madera y la impresionante bóveda del coro del año 1500.

Catedral de Christ Church
Catedral de Christ Church

Continuamos nuestro camino para llegar a otro patio interior llamado Peckwater Quad cuyo nombre proviene de una posada medieval regentada por la familia Peckwater. Aquí tenemos la biblioteca y la Picture Gallery donde exponen una extensa colección de pinturas y dibujos antiguos.

Peckwater Quad
Peckwater Quad

Dejamos para el final la sala más famosa. No vayáis a la hora del almuerzo como nosotros porque os la encontrareis cerrada. Se trata del Dining Hall (1529), el comedor donde alimentan a los estudiantes. Muchos lo reconoceréis como Hogwart’s, la casa de Harry Potter. Sí, aquí rodaron la saga del famoso mago.

Escalera que sube al comedor
Escalera que sube al comedor
Dining Hall (1529)
Dining Hall (1529)

 

Continuará….

sidebar:ciudad:oxford

#Europa#Harry Potter#inglaterra#museos#Reino Unido#universidad

Publicado por Txemi

Por el momento ha viajado a 32 países y vivido como expatriado 18 meses en Inglaterra y casi tres años en Holanda. No es extraño toparse con él en cualquier aeropuerto y es un gran "fan" de las aerolíneas a las que adora con devoción. También puedes seguir a Txemi en "las afueras de Bilbao" // txemivirtual.com
8 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *