Dinamarca desde Suecia: Autoruta por la isla de Selandia

Dinamarca está formada por una península llamada Jutlandia (frontera con Alemania), dos grandes islas llamadas Fiona i Selandia (frontera con Suecia a través del puente Øresund) y más de 400 pequeñas islas.

Para un viaje de pocos días y repleto de contrastes, desde el bullicio del puerto de Copenhague a las tranquilas y relajantes vistas de la naturaleza más virgen de islas como Moen (Møn) te proponemos una autoruta con coche de alquiler empezando en el aeropuerto de Malmö, Suecia.

Puente de Oresund

¿Por qué debería volar a Suecia?

Las compañías aéreas de bajo coste suelen ofrecer precios realmente competitivos a aeropuertos más pequeños, como el de Malmö, por lo que te puedes ahorrar bastante dinero respeto a un vuelo directo a Copenhague.

Para ir desde Malmöhasta la isla danesa de Selandia tan sólo tienes que cruzar uno de los puentes más espectaculares de Europa: el Øresund.

Cruzar la frontera en coche cuesta 499DKK (68€), por lo que la diferencia de los billetes de avión te la acabas de gastar. Aunque no es poco, no tiene pérdida cruzar este puente de 16km suspendido a 200 metros sobre el mar para acabar sumergiéndose bajo el agua a través de una isla artificial durante 4km. Ver que estás rodeado de agua, observar la impresionante estructura que aguanta el puente a tantos metros de altura y la panorámica hacen del Øresundsbron una experiencia para recordar.

Malmö, ciudad universitaria

Si llegas tarde a Malmö aprovecha para pasar una noche de copas por las calles adoquinadas de esta ciudad universitaria, y por la mañana, podrás contemplar el Turning Torso, una torre de 190 metros que se retuerce sobre si misma obra del arquitecto español Santiago Calatrava.

Biciletas en las calles de MalmöDe copas en las terrazas de Malmö

Copenhague

Al otro lado del puente, ya en Selandia, no puedes dejar de visitar Copenhague. Aunque eso ya tendrá su propio artículo, te adelantamos que lo mejor aquí es alquilar una bicicleta ya que todas sus calles tienen un carril perfectamente señalizado y así podrás visitar esta ciudad sintiéndote un danés más y sin problemas de estacionamiento (no hay zonas de libre aparcamiento).

Campos, pueblos, castillos y jardines

En cuanto cojas el coche, toma siempre que puedas las rutas Margarita en vez de la monotonía de las autopistas. Son rutas señalizadas en las carreteras con el dibujo de una margarita sobre un fondo marrón e indican cuales son las rutas a parajes naturales y de gran belleza paisajista. Si te gusta la naturaleza y los lugares tranquilos y relajantes estas rutas no te van a decepcionar.

Al sur de la isla encontrarás Vordingborg y su torre Gåsetårnet, y al norte varios castillos y jardines como el castillo de Kronborg, el de Fredesnborg o el de Frederiksborg. Mientras te desplaces de un pueblo a otro no dejaras de ver campos de color amarillo, sin duda, en época de florecimiento este es el color de Dinamarca.

Roskilde
En Roskilde
debes visitar como mínimo el museo de barcos vikingos y la catedral.

Barco Vikingo en el museo de RoskildeReconstrucción de barcos vikingos en el museo de Roskilde

Isla de Møn

La Isla de Møn es una pequeña isla que se encuentra al sur de Selandia, poco habitada, con bonitas playas y unos acantilados de piedra blanca de 128 metros de altura. La naturaleza fue arrastrando yacimientos calcáreos formados por la sedimentación de conchas marinas del fondo del mar y formó, con el paso del tiempo, estos espectaculares acantilados. Las vistas son preciosas, el agua turquesa de la playa recuerda a las playas del caribe y el acantilado de piedra blanca es imponente. No te vayas sin ver el acantilado Møn.

Acantilado de Møn

Al norte del acantilado encontrarás un área rural llamada Jydelejet con un encanto especial.

Si decides pasar a la isla de Fiona(cruzar el puente vale 200DKK) un buen lugar para pasar la noche es el hotel Nyborg Strand de la cadena Best Western que dispone de habitaciones situadas en frente de la playa, donde podrás ver, si vas en mayo, el amanecer desde la cama a las 4:30 de la madrugada.

En tu visita a Dinamarca, te sorprenderá la amabilidad de sus gentes, el civismo y el respeto, sus calles siempre limpias, la sensación de seguridad y despreocupación total… e incluso ellos mismos no ponen seguro alguno a sus bicicletas cuando las dejan amontonadas con un centenar más…y me pregunto: ¿como saben cual es la suya si de entre las 500 hay 50 iguales? 😉

Si has estado en Escocia o Irlanda, en su parte más rural, este destino no te va a decepcionar.

Enlaces de interés

sidebar:ciudad:copenhague

Texto y fotos: Albert Lombarte

#Autorutas#Copenhagen#dinamarca#escandinavia#roskilde#suecia#vuelos-baratos

Publicado por Manuel Aguilar

"Viajar es uno de los mejores caminos para encontrarse a uno mismo."
3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *