Picos de Europa desde Asturias

Si se está de ruta por la cornisa cantábrica y uno es amante de los parajes naturales, los Picos de Europa se convierten en una excursión indispensable a la que hay que reservarle un buen lugar en nuestros planes.

El Parque Nacional de los Picos de Europa pertenece a tres comunidades autónomas: Asturias, Cantabria y Castilla-Leon. Cada una de sus zonas tiene sus particularidades, verdes prados por ejemplo en el Macizo Oriental; espesos bosques de hayas y espectaculares picos como la Peña Santa de Castilla en el Macizo Occidental o las cotas más altas como la de Torrecerredo de 2.646 metros en el Macizo Central.

Lagos de Covadonga (Picos de Europa) @3viajes
Lagos de Covadonga (Picos de Europa) @3viajes

Con más 200 montañas que superan los 2.000 metros, los Picos de Europa son en su conjunto excepcionales y ofrecen muchas posibilidades dependiendo desde donde accedamos. En nuestro caso, y durante una ruta por el País Vasco, Cantabria y Asturias, decidimos emprender el camino siguiendo el recorrido del Sella, pero en sentido inverso a su corriente, hasta Cangas de Onís y tomar la nacional AS-262 que lleva hasta Covadonga.

Picos de Europa
Mapa Picos de Europa @asturnor.com

Don Pelayo y el Santuario de Covadonga

La estatua de Don Pelayo con las verdes montañas a su espalda ya nos adentran a una historia, quizá con un poco de leyenda y algo de realidad o al revés, de uno de los episodios más destacados de la Reconquista en la Península Ibérica.

El ejército musulmán avanzaba hacia el norte conquistando tierras y derrotando a todos los ejércitos que se ponían a su paso hasta que llegaron al montañoso norte de la península. En los Picos de Europa se refugiaban Don Pelayo y su ejército que ya se había enfrentado con éxito a los musulmanes. Con la intención que acabar con los astures que les plantaban cara, las tropas musulmanas llegaron hasta el valle de Covadonga desde donde Don Pelayo los atacó hasta obligarles a una retirada en dirección a Cares, adentrándose en el duro terreno montañoso de lo que hoy denominamos Picos de Europa.

Covadonga @3viajes
Covadonga @3viajes

Según esta historia Don Pelayo atacó a los sarracenos desde la cueva en altura donde hoy se encuentra el santuario de Covadonga. Desde esta misma cueva cae una cascada que llega hasta los pies de la montaña.

Covadonga @3viajes
Covadonga @3viajes

Nuestro viaje era largo y teníamos muchos sitios donde ir, de manera que visitamos esta parte de los Picos de Europa asturianos en dos días y con coche propio, pero estos parajes ofrecen multitud de rutas de senderismos para poder disfrutar de sus valles, lagos, cascadas y picos más altos.

En principio, está prohibida la acampada libre en el Parque Nacional y sólo se permite hacer vivac (acampada nocturna de supervivencia) a altitudes superiores a los 1.600 metros. Pero existen campings que con una buena organización nos pueden servir de campamento base para recorrer la zona.

Otra opción es alojarse en un hotel de Asturias o en una casa rural. Lo bueno de Asturias es que podemos elegir mar o montaña según nuestros gustos, y desde ahí realizar rutas para conocer la región.

Paseos por los lagos

Pero si no estamos preparados para rutas que requieran una mínima preparación física, una de las ventajas de los lagos de Covadonga es que se pueden realizar pequeños paseos que bastaran para llenarnos la retina de grandes paisajes en un solo día. Uno de los más transitados es el que comienza en el aparcamiento junto al lago Enol. Desde aquí la vista del lago y el Macizo Central ya promete… podemos acercanos al lago, disfrutar de los paisajes habitados por cientos de especies y las omnipresentes vacas.

Seguimos nuestro camino por un sendero que nos lleva un poco más arriba, hasta el lago Ercina. Si el esfuerzo se merece un refresco, hay una terraza donde hacer un alto con vistas al segundo lago de Covadonga y contemplar con tranquilidad el paisaje. Si nos hemos provisto de un buen pic-nic, será mucho más barato e igual de agradable buscar un buen sitio en la ladera y disfrutar.

Después de la comida, una buena opción es rodear el lago Ercina, pasando por las cabañas de los pastores. El paseo se puede complicar si nos animamos a subir a alguno de sus picos, pero basta con quedarnos a medio camino para ver el siguiente valle y al fondo los picos del Macizo Central cubiertos de nieve (eso si no visitamos los lagos en invierno y también están cubiertos de nieve ;).

Para la bajada, libre elección, yo opté por el estilo Heidi, a riesgo de llegar abajo rodando…

Prados en los Picos de Europa
Prados en los Picos de Europa

¡Pero mereció la pena! 😉

#españa#montaña

Publicado por Silvia

Antes viajaba para ver en los demás la parte diferente; ahora viajo para conocer en qué nos parecemos. Javier Reverte. Viajero y escritor
3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *