La avenida de los baobabs

Hablando de baobabs y secuoyas con un amigo, he encontrado unas bellas fotos de estos gigantescos árboles africanos. Hay un bonito cuento en África que nos cuenta su origen:

Baobabs de Madagascar @ Flickr
Baobabs de Madagascar @ Flickr

Los baobabs fueron entre otros los primeros árboles en aparecer sobre la Tierra. Cuando la palmera, el árbol llama y la higuera aparecieron; el baobab empezó a querer ser el más alto, ser el que tuviera las flores más llamativas y coloridas y tener los frutos más sabrosos también. Los dioses se enfadaron con su incesante espíritu de ser los mejores y replantaron los baobabs al revés para tenerlos callados!

Vamos a contar un poco más sobre los baobabs, que científicamente se llaman Adansonia. Existen 8 tipos de especies de Adansonias en el mundo, 6 de las cuáles crecen en Madagascar. Las otras dos especies crecen una en África continental, y la más pequeña y menos conocida en Australia. Los baobabs pueden no crecen más de 25 metros, pueden tener una circunferencia de tronco de hasta 40 metros y pueden vivir hasta 1000 años, aunque hay especies que tienen unos 4000 años.

Avenida de los baobabs en Madagascar
Avenida de los baobabs en Madagascar

El baobab es el árbol nacional de Madagascar y para ver estos famosos árboles os podéis dirigir al famoso ‘Avenue de Baobabs‘ (o Alley of Baobabs) en el camino entre Morondava y Belon’i Tsiribihina, en la costa oeste de Madagascar. En 2007, este camino con más de una docena de baobabs de más de 800 años se constituyó como el primer monumento nacional de Madagascar, aunque no está considerado parque natural. Todos estos baobabs sin la fuente de ingresos del turismo hubieran sido cortados, como el bosque de baobabs que había en esa misma zona hace más de 20 años, pero que fueron cortados para poder plantar arroz, por lo que aun en día estos hermosos árboles corren un serio peligro.

Relacionado con los baobabs en la historia de Antoine de Saint-Exupéry, El Principito, el pequeño protagonista estaba muy preocupada porque los baobabs, a los cuáles describía como “árboles tan grandes como iglesias“, podrían crecer en su pequeño asteroide B612 ocupando todo su espacio, matando su rosa y hasta haciéndolo explotar.

De veras que apetece ir a Madagascar

#africa#fotos

Publicado por Marc

"Seamos realistas y hagamos lo imposible". El Che Guevara
1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *