6 iglesias y 6 historias curiosas

6 iglesias y 6 historias curiosas

Casi todas las listas que nos encontramos por internet vienen tituladas como “Los/as …. más interesantes, caros, grandes, bonitos de algún sitio”. Todas muy bien confeccionadas pero siempre que las leemos se nos viene a la cabeza algún posible miembro que se han dejado fuera. Para ser justos os presento mi lista abierta de iglesias y catedrales con una historia especial o curiosa que me he encontrado “en las afueras de Bilbao”. Y digo abierta porque aceptamos sugerencias.

Iglesia de Christchurch
Iglesia de Christchurch

Iglesia Temppeliaukio

La iglesia Temppeliaukio es una iglesia luterana de Helsinki y es una curiosidad en sí misma. Tras una entrada muy modesta que parece más un garaje que el acceso a una iglesia. Este templo está excavado en roca y su techo es una gran cáscara de cobre. Su construcción se inició en febrero de 1968 sólo un año más tarde fue consagrado para oficios religiosos. Su excelente acústica hace de él una buena sala de conciertos.

Iglesia “librería” de los Dominicos

Nos trasladamos a Maastricht para entrar en una de las librerías más curiosas que hayamos visitado. Se trata de la antigua Parroquia de los Dominicos que ahora alberga una librería metida en un edificio de más de 800 años de antigüedad. En la Librería Dominicana no sólo podemos comprarnos libros, al fondo, donde se encontraba el altar, nos podemos sentar a tomar algo en la zona de la cafetería.

Iglesia “librería” de los Dominicos
Iglesia “librería” de los Dominicos

Iglesia de San Nicolás de Densuș

La iglesia ortodoxa de Densuș en el Condado de Hunedoara (Rumanía) es una de las iglesias más antiguas de Europa. La fecha exacta de construcción está en discusión pero parece claro que su imagen actual se remonta al siglo XIII aunque es muy probable que fuera anterior, posiblemente del siglo VII, aprovechando un antiguo templo romano del siglo II. Esta modesta iglesia es un auténtico tesoro arqueológico.

Iglesia de Densuș
Iglesia de Densuș

La viga milagrosa de Christchurch

La iglesia de Christchurch comenzó a construirse en el año 1094. Se cuenta que por aquel entonces trabajaba en ella un misterioso carpintero. Una tarde, para disgusto de los parroquianos, se encontraron con que una de las vigas del techo se les había quedado demasiado corta. A la mañana siguiente al volver a la obra se quedaron estupefactos al ver que dicha viga había sido colocada en la estructura y que su medida era la correcta. Al ver que el misterioso carpintero no aparecía asumieron que  Jesucristo les ayudó a construir su propia iglesia y la bautizaron como Christchurch (Iglesia de Cristo).  El asunto no terminó ahí y también le pusieron el mismo nombre al  pueblo, antiguamente Twynham.

Iglesia de Christchurch
Iglesia de Christchurch

Catedral de Winchester

La Catedral de Winchester es la más larga de Inglaterra. Empezó a construirse en el siglo XI en un terreno pantanoso e inestable que con los años pasó factura al edificio. A principios del siglo XX su estado era crítico, la madera de sus cimientos estaba podrida y los muros se agrietaban amenazando con caerse. Pensaron que para salvarla la única solución era sustituir la madera por cemento y ladrillos. La tarea no era fácil porque los cimientos de la catedral estaban cubiertos por el agua y los albañiles no podían trabajar en esas condiciones. Así contrataron a William Walker, un buceador que durante seis años reforzó los cimientos con cemento entrando y saliendo continuamente de las zanjas que rodeaban a la catedral. Pensemos que  el agua estaba llena de barro con lo que tenía que hacerlo en completa oscuridad. Un busto en su interior recuerda al héroe que salvó la catedral.

Busto de William Walker en la Catedral de Winchester
Busto de William Walker en la Catedral de Winchester

Iglesia de San Francisco de Quito

Cuando los españoles fundaron Quito utilizaron mano de obra indígena para su construcción. Cuenta la leyenda que los franciscanos contrataron a un indígena llamado Cantuña para la construcción de su iglesia. En una fecha determinada Cantuña se dio cuenta de que iba retrasado y por ello corría el riesgo de ser encarcelado. Pronto encontró una solución. Hizo un pacto con el diablo que le ofreció terminarla en una sola noche a cambio de su alma. Éste aceptó y miles de diablillos hicieron el trabajo pero antes de recibirla, Cantuña quitó una piedra y salvó su alma ya que el trabajo no estaba finalizado y, por tanto, el diablo no cumplió el “trato”.

Iglesia de San Francisco de Quito
A la izda. la piedra que falta en el Convento de San Francisco de Quito

¿Conoces alguna otra iglesia con historia curiosa detrás? ¡Compártela con nosotros!

#curiosidades#helsinki#Historia#iglesias

Publicado por Txemi

Por el momento ha viajado a 32 países y vivido como expatriado 18 meses en Inglaterra y casi tres años en Holanda. No es extraño toparse con él en cualquier aeropuerto y es un gran "fan" de las aerolíneas a las que adora con devoción. También puedes seguir a Txemi en "las afueras de Bilbao" // txemivirtual.com
1 comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *