De vuelta a los mercados navideños de Alemania, de vuelta a Múnich

Este año hemos vuelto a tener la suerte de podernos escapar a visitar algunos de los mercados navideños de Alemania, y en esta ocasión hemos escogido ir a ver los mercados navideños de Múnich, justo donde nos encontramos ahora.

Mercados de Navidad en Múnich
Mercados de Navidad en Múnich

Con dos hijos todavía muy pequeñitos y unos confortables 10ºC de temperatura por Barcelona, es comprensible que haya quien no entienda que nos hayamos liado la manta a la cabeza en un vuelo de dos horas que nos ha dejado en un país extranjero, que además está a -2ºC de temperatura media durante estos días. Sin embargo, en cuestión de viajes nosotros preferimos ver siempre el vaso medio lleno: vamos a pasar unos pocos días en familia en un país (Alemania) que siempre nos ha acogido con los brazos abiertos, y en donde la calidad de servicio es de sagrado cumplimiento. En Múnich vamos a comer muy bien, y por esta época de diciembre volveremos a comprobar cómo sus habitantes se vuelcan con la imaginería navideña. También practicaremos el inglés con el bueno de San Nicolás, a quien le pediremos juguetes para los niños; jugaremos con la nieve y es evidente que también pasaremos frío, pero vamos preparados y en cualquier caso la vida no se vive en una burbuja, con los mismos horarios y a temperatura constante todos los días.

Jugando con la nieve en Múnich
Eric jugando con la nieve en Múnich, una de las mejores formas de soportar el frío

Siempre que vamos a algún destino europeo en invierno reservamos coche con Sixt. Nuestra experiencia es que, a pesar de ser algo más caros que la competencia, la empresa alemana proporciona unos coches de alquiler y un servicio de la máxima calidad, y dado que vamos a tener que conducir en condiciones meteorológicas adversas con agua-nieve en el asfalto, con Sixt vamos más tranquilos. Esta vez nos ha tocado un Volkswagen Golf familiar totalmente nuevo y con ruedas de invierno, que nos está dando el servicio esperado.

Nuestro Volkswagen Golf familiar, proporcionado por Sixt
Nuestro Volkswagen Golf familiar, proporcionado por Sixt

Primer contacto con un Múnich invernal

Tras desayunar y vestir a los críos para los rigores del invierno, la primera visita del día la hemos dedicado a pasear por las espectaculares instalaciones del Olympiapark de Múnich. Es realmente remarcable comprobar lo bien que ha pasado el tiempo para la arquitectura vanguardista que se utilizó en el Olympiapark, inaugurado para los Juegos Olímpicos de 1972. Las instalaciones continúan en pleno uso y se siguen viendo rabiosamente modernas, y su piscina olímpica me parece una de las más bonitas de mundo. Lástima que no hemos podido hacer fotos del interior de la piscina, ya que los objetivos de las cámaras se nos han empañado al momento de entrar.

Con mis hijos en el Olympiapark de Múnich
Con mis hijos en el Olympiapark de Múnich
Arquitectura ¿moderna? del Olympiapark en Múnich
Arquitectura ¿moderna? del Olympiapark en Múnich

Nuestra siguiente parada ha sido el centro de Múnich, y hemos callejeado durante tres horas por sus concurridas avenidas; a nosotros ya no nos sorprende que los alemanes se vuelquen a la calle aunque el termómetro marque claramente negativo (-2ºC que con la humedad se sentían bastante menos), y así ha sido que las plazas y calles céntricas de Múnich estaban a rebosar de transeúntes. Desde los aledaños de la Residenz, pasando por Weinstrasse o la avenida Kaufingerstrasse, y cómo no visitando el mercado navideño de la concurrida Marienplatz, o el mercado permanente de Viktualienmarkt, hemos disfrutado de una larga caminata salpicada de pequeñas paradas y alguna que otra compra navideña.

Tomando glühwein en Marienplatz de Múnich
Tomando glühwein en Marienplatz de Múnich

Y así ha sido que nos han dado las 18h en un santiamén, momento en que hemos decidido irnos para casa a descansar, que hay que mirar por los pequeños, hay más días por delante y no queremos llevarnos un resfriado de recuerdo.

Mercado navideño de Marienplatz, en Munich
Acceso al mercado navideño de Marienplatz, en Munich

Lo que nos deparen los próximos dos días nos lo tendremos que inventar sobre la marcha, ya que no hemos tenido tiempo de planear nada y tampoco era la intención. De todas formas, probablemente visitaremos el mercado de bosques de Navidad de Bogenhausener, entraremos en el Englisher Garten y buscaremos a Papá Noel cerca de la pagoda china (Chinesischer). Quizá visitaremos también el mercado de Tolwood, situado en la enorme explanada de Theresienwiese en donde se celebra anualmente el Oktoberfest, pero esta vez para ver una gran selección de puestos de cocina del mundo, atracciones para peques, etc. O quizá vayamos a ver Legoland (a 1h30m de Múnich), o el castillo de Neuschwanstein.

Quien sabe.

sidebar:ciudad:munich

#alemania#mercadillos navideños#Navidad

Publicado por Manuel Aguilar

"Viajar es uno de los mejores caminos para encontrarse a uno mismo."
3 comentarios
  • Sin lugar a dudas, los mercadillos navidellos Alemanes no tienen parangón alguno, … además es algo que ahora se empieza a copiar (malamente) en mercadillos como el de la plaza mayor de Madrid.
    En otro países como England .. bueno, en realidad en todo el reino unido, se contrata directamente a empresas alemanas para que organicen los mercadillos, … lo que actualmente se llaman los German Markets … entre los que hay auténticas joyas como el de Manchester …
    Y como he dicho, siempre … con origen en los mercadillos alemanes!

    un saludo.

  • Muy de acuerdo con Alfonso en su comentario, aunque diría que no es solo Alemania, sino centro-Europa, pues los mercados de Austria y Hungría me parecieron igualmente geniales.

    Qué bueno tener un poco de tiempo para volver a leerte Manuel.

  • Buenas noches!!

    Ante todo gracias por la aportación. Nosotros iremos en el puente de diciembre a Munich. He visto que vosotros fuísteis con los niños, no?? Nosotros viajaremos con nuestra hija de 10 meses y nuestra principal duda es, a parte del frío que hará, es cómo abrigarnos nosotros y sobre todo a nuestra niña para que no pase frío. Tiene un mono con gorro y manoplas con forro polar por dentro, la burbuja para el carro también lo llevamos y saquito de la silla también.

    Otra de las dudas es sobre la accesibilidad para el carrito de la niña. Hay espacios en las cervecerías?? El metro es accesible??

    Que nos podéis aconsejar??

    Muchas gracias!!
    Saludos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *